Otros servidores Arquero

Complicaciones

2624_paginaCuando el pecho esta caído (ptosis) y es excesivo (hipertrofia), como en esta paciente, será necesario realizar una reducción mamaria (que disminuye la cantidad de glándula) y elevar la areola y el pezón. Para ello dejaremos una cicatriz en el surco, alrededor de la areola y otra que las une. En algunos casos puede ser suficiente una alrededor de la areola y otra hasta el surco, y en otros, solo en la areola.

Las complicaciones de importancia son raras. En pacientes obesas y en las grandes hipertrofias aumenta el riesgo de lipolisis o necrosis grasa debido a la delicadeza del tejido. Pueden aparecer pequeñas alteraciones de la cicatriz por rechazo de los puntos internos de sutura, que se corrigen sin dificultad. La formación de queloide es rara en nuestro medio aunque posible. El sufrimiento de los colgajos o la pérdida parcial o total de la areola y pezón, así como las infecciones son excepcionales.

Una de las preguntas más frecuentes es si la intervención altera la capacidad de amamantar a futuros hijos. Pues bien, en principio, cuando los senos no están excesivamente caídos y no necesitan de maniobras especiales para la ascensión del complejo areola-pezón, no causará modificaciones, ya que siempre queda glándula y no se produce solución de continuidad de los canalículos galactóforos. No ocurrirá lo mismo en las grandes ptosis puesto que suele ser necesaria la realización de colgajos para la ascensión del complejo a la nueva posición, o incluso, en contadísimos casos, ha de recurrirse al injerto de éste.